Conocer la distribución y superficie sembrada con cultivos agrícolas es información crítica para instituciones gubernamentales en la planificación de políticas agrarias y la definición de bases del ordenamiento territorial rural, para investigadores en la construcción de modelos de funcionamiento ecosistémico y para productores en la toma de decisiones.
En el Laboratorio de Análisis Regional y Teledetección trabajamos en el desarrollo de modelos de clasificación de los tipos de cobertura del suelo utilizando información satelital.